Sayounara verano

El sofoco del verano se fue, con el las noches en vela empapado en sudor y el caminar por la calle al borde de la insolación. Pero con el verano también se van las cervecitas al aire libre, el no llevar nunca sudadera o el anochecer a una hora decente…

Ahora todo se empieza a marchitar, demasiado pronto, demasiado rápido. Las hojas se ponen rojas y amarillas lo cual tiene su belleza, mucho más que el verano de hecho, pero no nos deja de recomendar esa fatídica frase de «the winter is coming»…

Cuando el verano se va nos llega su resaca y con la resaca es cuando echas cuentas de lo hecho durante la borrachera. Te das cuenta de que ya no todo es igual ya no estamos todos… se acerca el invierno.

Siempre es fácil hablar del tiempo con desconocidos, hoy es lunes y como dice Amaral de que poco sirven los para-rayos cuando hay tormenta. Dentro de mi cabeza…

Etiquetas: