Lost in Translation

kanji

Desdehace unos años comence la aventura de vivir fuera de mi país, primero fue Italia, luego Irlanda y ahora Japón. El camino me dejo muchos recuerdos y algunos conocimientos mejores o peores de las lenguas que hablaban en esos países. Ahora en Japón me siento perdido entre lenguas, pero que por otro lado agradezco poder hablar para estar un poco menos perdido.

Voy a contaros el popurri de lenguas que tengo ahora mismo en mi día a día. Por la mañana doy los buenos días entre japonés y castellano a Hiroko para luego ir escuchando música hasta la clase donde me reciben un «buenos días» en perfecto japonés. Son 4 horas de escuchar e intentar hablar japonés con pequeños descansos de 10 minutos en los que hablo en italiano con los italianos, en inglés con los suecos y en japonés con los koreanos y a veces un poco de todo con todos.

Tras la clase a veces suelo quedarme a comer con los italianos o a hacer algo por lo que hablo italiano sin parar y noto que voy recuperando soltura y ellos me van explicando nuevas expresiones (son extremadamente simpáticos 🙂 ). En casa vuelvo al castellano con tintes de japonés con Hiroko y a hacer mi tarea en japonés. Luego me pongo a estudiar cosas de la universidad que esta en catalán y que muchas cosas ya no las pasó por el traductor si no que las leo directamente.

Por tanto en un día normal de mi vida intervienen 5 lenguas distintas! Castellano, japonés, inglés, italiano y catalán. No es que las hablé bien, el catalán ni siquiera lo hablo pero la realidad es que tengo este popurri cada día. Por tanto no es de extrañar que a veces me ponga a hablar italiano a los suecos o inglés a los koreanos o español a los italianos que me miran con cara de poker. De hecho una vez me pasé como 3 minutos hablando a Hiroko en italiano y a Davide (italiano) en español hasta que por sus caras de estupor me di cuenta de que algo no iba bien.

Ya solo me falta ponerme a hablar a mis padres en japonés y a mi profesorá de KAI en catalán… en fin que lio!

La fotografía es de la galería de Fotopakismo que la comparte en su flickr bajo licencia Creative Commons.